Denuncia limpiezas destructivas de los ríos Chíllar y Seco de Nerja 1

Denuncia limpiezas destructivas de los ríos Chíllar y Seco de Nerja

in NEWS - LO MÁS NUEVO by


El Gabinete de Estudios de la Naturaleza de la Axarquía (GENA-Ecologistas en Acción), ha presentado denuncia, ante la Delegación Provincial de Agricultura y Medio Ambiente, de las labores de limpieza que se vienen realizando en los ríos de la provincia, y en particular la llevada a cabo en los ríos Chíllar y Seco de Nerja.Denuncia limpiezas destructivas de los ríos Chíllar y Seco de Nerja 2

Es conocido que en diversos municipios, pero en el presente escrito refiriéndonos específicamente al municipio de Nerja, ses ha venido realizando, recientemente, operaciones denominadas de “limpieza” de cauces, en este caso afectando a los ríos Chíllar y Seco, de dicho municipio. Estas operaciones empezaron a realizarse a primeros del mes de junio del presente año, con una máquina que estuvo realizando desbroces en el cañaveral, hecho que nos movió a ponernos inmediatamente en contacto con la Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Nerja, porque se estaba realizando la operación en pleno periodo de cría de aves insectívoras y reptiles como el camaleón común, recomendándole que paralizara la obra hasta que finalizara este mes y que cuando se reanude se haga bajo supervisión previa de la vegetación, para que no afectara a la fauna asociada a la misma.

Las labores se reanudaron posteriormente, en ambas márgenes del río Chíllar, y también en el río Seco. Dichas labores se centraron en la eliminación del cañaveral existente en las márgenes fluviales y el aplanamiento y desbroce de vegetación herbácea del cauce, todo lo cual condujo a la recuperación del canal artificial de desagüe que se hizo hace ya algunos años.

Denuncia limpiezas destructivas de los ríos Chíllar y Seco de Nerja 3

Este tipo de operaciones se han venido justificando como medidas preventivas de inundaciones, por lo que suelen hacerse en estas fechas, antes de las primeras lluvias de otoño. Sin embargo, estas operaciones no garantizan la ausencia de inundación y, al contrario, al eliminarse los obstáculos, crean un canal de evacuación de aguas muy rápido de erosivo, que contribuye a la destrucción de los taludes de las márgenes y de ahí abrir una vía para la inundación. Pero dichas operaciones, calificadas como “de limpieza”, no se limitan a la eliminación de residuos vertidos en el cauce o los márgenes del río, sino que en realidad se centran en la eliminación de la vegetación que haya podido crecer en los márgenes y en el cauce, desde la última operación de limpieza, de forma que todo parece indicar que se hacen para ajustar el perfil del río o arroyo a un canal de desagüe, a costa de destruir los ecosistemas fluviales creados espontáneamente desde la última operación de estas características.

Estas labores se realizan sin ningún tipo de contemplación sobre los efectos en la biodiversidad, siendo notable la falta de un informe ambiental previo y el seguimiento del cumplimiento y adecuación de esta operación al mantenimiento de la biodiversidad fluvial. Como muestra de la importancia del impacto que presenta este tipo de tareas, señalaremos que tanto en el cauce como en las márgenes hay una importante biodiversidad de aves entre las cuales se puede encontrar. Por ejemplo, en el cauce suele anidar el chorlitejo chico y en las márgenes, que incluye los cañaverales, encuentran especies nidificantes tales como: la Lavandera boyera, Carricero común, Zarcero bereber, Ruiseñor común, Mirlo común, Cetia ruiseñor, Citcola buitrón, Lavandera cascadeña, etc, además de numerosos invernantes. En el caso concreto de la labores en el río Chíllar, hemos comprobado, durante la limpieza se han rescatado ejemplares de camaleones, salamanquesas y otros vertebrados, y entre los cañaverales arrancados, han aparecido cadáveres de camaleones, salamanquesa y erizos, a pesar de que se recomendó que la limpieza fuera supervisada por un experto o agente ambiental, para evitar este tipo de agresiones.

GENA-EeA considera que estas operaciones son dañinas para el río como ecosistema, destruye hábitats, y una importante biodiversidad de flora y fauna, algunos de cuyos elementos están protegidos por la legislación vigente, y dado que en cualquier caso, tampoco soluciona o previene los riesgos de inundación, por lo que denuncia estos hechos e insta a que no se repita este tipo de operaciones, que más que de limpieza debería ser de mantenimiento y renaturalización de los cauces fluviales con especies autóctonas como las adelfas, mimbreras y álamos blancos, y que, en cualquier caso se exija un informe ambiental preventivo, que éste sea sometido a exposición pública y que, en su ejecución sea supervisado directamente por agentes de medio ambiente.

Deja una respuesta